Las cenas de verano son una ocasión perfecta para disfrutar de comidas frescas y ligeras. El clima cálido invita a compartir platos refrescantes, fáciles de preparar y rápidos de servir. En este artículo, te presentaremos una amplia selección de recetas para cenas de verano, con más de 100 ideas que te ayudarán a crear deliciosos y variados menús para disfrutar en esta temporada.

En verano, es común buscar opciones rápidas y fáciles, ya que el tiempo libre se destina a descansar y disfrutar del buen clima. Afortunadamente, la cocina veraniega ofrece numerosas alternativas que no solo son rápidas de preparar, sino también muy sabrosas y nutritivas. Las cenas de verano pueden ser ligeras, pero eso no significa que tengan que ser aburridas. Con imaginación y creatividad, podemos crear platos deliciosos y sorprendentes que nos harán disfrutar aún más de esta estación.

Así que prepárate para deleitar tu paladar con la frescura y variedad de las cenas de verano. A continuación, te presentamos más de 100 recetas fáciles, rápidas y fresquitas que te permitirán disfrutar de deliciosos platos en las noches calurosas de esta temporada.

Tortillas para cenas rápidas y fáciles

Las tortillas son una opción ideal para cenas rápidas y fáciles en verano. Son versátiles, ya que se pueden rellenar con una amplia variedad de ingredientes y se pueden servir calientes o frías. Además, se pueden preparar con anticipación y luego calentarlas o disfrutarlas frescas.

Una opción muy popular es la tortilla de patatas, un clásico de la cocina española que puede ser un plato principal o un acompañamiento. Para prepararla, se necesitan ingredientes básicos como huevos, patatas, cebolla y aceite de oliva. Se pueden añadir otros ingredientes como pimiento, bacón o jamón para darle un toque de sabor extra. La tortilla se cocina a fuego lento hasta que esté dorada por fuera y tierna por dentro.

Otra variante deliciosa es la tortilla de verduras, que se puede preparar con cualquier tipo de verdura que tengas a mano. Por ejemplo, se pueden utilizar calabacines, berenjenas, pimientos, tomates o espinacas. Las verduras se saltean en una sartén con aceite de oliva hasta que estén tiernas, se añaden los huevos batidos y se cocina todo junto hasta que la tortilla esté firme.

Para aquellos que prefieren una opción más ligera, se pueden preparar tortillas de claras de huevo. Se baten las claras hasta obtener una consistencia espumosa, se le añaden verduras o ingredientes de tu elección, y luego se cocina en una sartén antiadherente hasta que se cuaje.

Ejemplo de una receta de tortilla para cenas de verano

Tortilla de espinacas y queso feta

Ingredientes:
– 6 huevos
– 200 g de espinacas frescas
– 100 g de queso feta desmenuzado
– Aceite de oliva
– Sal y pimienta al gusto

Preparación:
1. En una sartén, calienta un poco de aceite de oliva y añade las espinacas. Cocina a fuego medio hasta que se hayan ablandado.
2. En un bol aparte, bate los huevos y añade sal y pimienta al gusto.
3. Añade las espinacas cocidas y el queso feta al bol de los huevos batidos. Mezcla bien.
4. En otra sartén, calienta un poco de aceite de oliva y añade la mezcla de huevos, espinacas y queso.
5. Cocina a fuego medio durante unos minutos, hasta que la tortilla esté firme por abajo.
6. Voltea la tortilla con cuidado y cocina por el otro lado durante unos minutos más, hasta que esté dorada y firme por completo.
7. Sirve la tortilla de espinacas y queso feta caliente o fría, acompañada de una ensalada fresca de verano.

Hamburguesas de pescado para disfrutar en verano

Las hamburguesas de pescado son una opción ligera y sabrosa para las cenas de verano. Son fáciles de preparar y se pueden combinar con una gran variedad de ingredientes para crear platos deliciosos y nutritivos.

Una opción clásica es la hamburguesa de salmón. Para prepararla, se necesitan filetes de salmón fresco, pan rallado, huevo, cebolla picada, ajo, perejil, sal y pimienta. Los filetes de salmón se trituran en un procesador de alimentos hasta obtener una consistencia de picadillo. Luego se añaden los demás ingredientes y se mezclan bien. La mezcla se forma en hamburguesas y se cocinan en una sartén o a la parrilla.

Otra opción deliciosa es la hamburguesa de atún. Se puede utilizar atún fresco o enlatado, al que se le añaden ingredientes como cebolla picada, aceitunas, ajo, pan rallado, huevo, sal y pimienta. La mezcla se forma en hamburguesas y se cocina a la parrilla o en una sartén con un poco de aceite de oliva.

Para aquellos que prefieren una opción vegetariana, se puede preparar una hamburguesa de tofu. El tofu se tritura y se mezcla con otros ingredientes como cebolla, ajo, pan rallado, salsa de soja, especias y hierbas. La mezcla se forma en hamburguesas y se cocina a la parrilla o en una sartén con un poco de aceite.

Ejemplo de una receta de hamburguesa de pescado para cenas de verano

Hamburguesa de salmón con salsa tártara

Ingredientes:
– 500 g de salmón fresco
– 1 huevo
– 1 cebolla pequeña picada
– 2 dientes de ajo picados
– 1/4 taza de pan rallado
– 2 cucharadas de perejil picado
– Sal y pimienta al gusto

Para la salsa tártara:
– 1/2 taza de mayonesa
– 2 cucharadas de pepinillos en vinagre picados
– 1 cucharada de alcaparras picadas
– 1 cucharada de cebolla picada
– 1 cucharada de perejil picado
– 1 cucharadita de mostaza
– Sal y pimienta al gusto

Preparación:
1. En un procesador de alimentos, tritura el salmón hasta obtener una consistencia de picadillo.
2. En un bol aparte, bate el huevo y añade la cebolla, el ajo, el pan rallado, el perejil, la sal y la pimienta. Mezcla bien.
3. Añade el salmón triturado a la mezcla de huevo y condimentos. Mezcla hasta que los ingredientes estén bien combinados.
4. Forma hamburguesas con la mezcla y colócalas en una parrilla o sartén con un poco de aceite de oliva.
5. Cocina las hamburguesas a fuego medio durante unos minutos por cada lado, hasta que estén doradas y cocidas por dentro.
6. Mientras las hamburguesas se cocinan, prepara la salsa tártara mezclando todos los ingredientes en un bol.
7. Sirve las hamburguesas de salmón calientes, acompañadas de la salsa tártara y una ensalada fresca de acompañamiento.

Bocadillos y sandwiches frescos para las cenas de verano

Los bocadillos y sandwiches son opciones rápidas y fáciles para las cenas de verano. Son versátiles y se pueden personalizar con una amplia variedad de ingredientes. Además, se pueden servir fríos, lo que los hace perfectos para los días calurosos.

Un clásico es el sándwich de jamón y queso. Se pueden utilizar diferentes tipos de pan, como baguette, pan de molde o pan integral. Se añade jamón cocido, queso, lechuga, tomate y mayonesa o mostaza, según tus preferencias. Se puede añadir ingredientes adicionales como pepinillos, cebolla o aguacate para darle un toque extra de sabor.

Otra opción deliciosa es el bocadillo de pollo a la parrilla. Se pueden utilizar pechugas de pollo marinadas en especias y hierbas, que se cocinan a la parrilla y se colocan en un pan ciabatta o baguette junto con lechuga, tomate, mayonesa y queso. También se pueden añadir ingredientes como aguacate, bacon o salsa barbacoa para darle un toque extra de sabor.

Para aquellos que prefieren opciones vegetarianas, se puede preparar un sándwich de vegetales grillados. Se pueden utilizar verduras como calabacín, berenjena, pimientos y champiñones, que se asan a la parrilla o en una sartén con un poco de aceite de oliva. Las verduras se colocan en un pan de molde o en un panecillo, y se pueden añadir ingredientes como queso de cabra, rúcula o salsa pesto para darle un toque extra de sabor.

Ejemplo de una receta de bocadillo para cenas de verano

Bocadillo de pollo a la parrilla con aguacate

Ingredientes:
– 2 pechugas de pollo
– Aceite de oliva
– Sal y pimienta al gusto
– 1 aguacate en rodajas
– Lechuga
– Tomate en rodajas
– Queso en lonchas
– Pan de ciabatta o baguette

Preparación:
1. Sazona las pechugas de pollo con sal, pimienta y un poco de aceite de oliva.
2. Cocina las pechugas de pollo a la parrilla durante unos minutos por cada lado, hasta que estén doradas y cocidas por dentro.
3. Corta el pan de ciabatta o baguette por la mitad y úntalo con un poco de mayonesa o mostaza, según tus preferencias.
4. Coloca las pechugas de pollo cocidas en el pan y añade las rodajas de aguacate, lechuga, tomate y queso en lonchas.
5. Condimenta con sal y pimienta al gusto.
6. Cierra el bocadillo y córtalo en porciones más pequeñas si lo deseas.
7. Sirve el bocadillo de pollo a la parrilla con aguacate acompañado de una ensalada fresca de verano.

Ensaladillas: una opción refrescante y fácil de preparar

Las ensaladillas son una opción refrescante y fácil de preparar para las cenas de verano. Son versátiles y se pueden combinar una gran variedad de ingredientes para crear platos deliciosos y nutritivos.

Una opción clásica es la ensaladilla rusa, que combina patatas, zanahorias, guisantes y mayonesa. Se pueden añadir otros ingredientes como atún, gambas, aceitunas o pepinillos para darle más sabor. La ensaladilla se sirve fría y se puede acompañar con lechuga, tomate o pan.

Otra opción deliciosa es la ensaladilla de pollo, que combina pechugas de pollo cocido, patatas, zanahorias, guisantes, mayonesa y especias. Se puede añadir otros ingredientes como piña, manzana o frutos secos para darle un toque de frescura y originalidad.

También se puede preparar una ensaladilla de marisco, que combina diferentes tipos de mariscos como gambas, pulpo, mejillones o calamares, con patatas, zanahorias, guisantes y mayonesa. Se puede añadir pimiento rojo, cebolla o aceitunas para darle más sabor y textura.

Ejemplo de una receta de ensaladilla para cenas de verano

Ensaladilla de patatas y atún

Ingredientes:
– 4 patatas
– 2 latas de atún en aceite
– 1 cebolla picada
– 1 pimiento rojo picado
– Aceitunas verdes sin hueso
– Mayonesa
– Sal y pimienta al gusto

Preparación:
1. Cuece las patatas en agua con sal hasta que estén tiernas. Escurre y deja enfriar.
2. En un bol aparte, mezcla el atún escurrido, la cebolla picada, el pimiento picado y las aceitunas cortadas en trozos.
3. Añade las patatas cocidas y troceadas a la mezcla anterior.
4. Añade mayonesa al gusto y mezcla bien. Si la ensaladilla queda demasiado seca, añade más mayonesa.
5. Sazona con sal y pimienta al gusto.
6. Sirve la ensaladilla de patatas y atún fría, acompañada de lechuga, tomate o pan.

Embutidos caseros para cenas rápidas y sabrosas

Los embutidos caseros son una opción deliciosa y fácil de preparar para las cenas de verano. Se pueden hacer en casa con ingredientes naturales y sin aditivos, lo que los hace mucho más saludables y sabrosos.

Una opción popular es el chorizo casero. Se puede hacer con carne de cerdo y aderezos como pimentón, ajo, sal y pimienta. La carne se pica finamente, se mezcla con los aderezos y se embute en tripas naturales. Luego se cuelga y se deja secar durante varias semanas para que adquiera su sabor característico.

Otro embutido casero popular es la morcilla. Se puede hacer con sangre de cerdo, cebolla, arroz, especias y hierbas. La sangre se mezcla con los demás ingredientes, se embute en tripas naturales y luego se cocina hasta que esté cocida por dentro.

También se pueden hacer embutidos caseros de pavo, pollo o ternera. Se pueden utilizar diferentes especias y hierbas para darles diferentes sabores, como pimienta, tomillo, orégano o romero. La carne se pica finamente, se mezcla con las especias y hierbas, y se embute en tripa natural o se moldea en forma de salchichas.

Ejemplo de una receta de embutido casero para cenas de verano

Chorizo casero

Ingredientes:
– 1 kg de carne de cerdo picada
– 100 g de panceta picada
– 2 cucharadas de pimentón dulce
– 1 cucharada de pimentón picante (opcional)
– 4 dientes de ajo picados
– Sal y pimienta al gusto
– Tripas naturales para embutir

Preparación:
1. Mezcla la carne de cerdo picada y la panceta picada en un bol grande.
2. Añade el pimentón dulce, el pimentón picante (si lo deseas), los ajos picados, la sal y la pimienta. Mezcla bien hasta que todos los ingredientes estén bien combinados.
3. Lava las tripas naturales en agua fría.
4. Coloca un embudo en la boca de la tripa y ve rellenando la tripa con la mezcla de carne.
5. Una vez que la tripa esté llena, ciérrala con un nudo en el extremo abierto.
6. Ata la tripa en intervalos regulares para crear chorizos individuales.
7. Cuelga los chorizos en un lugar fresco y seco durante varias semanas para que se sequen y adquieran su sabor característico.
8. Pasadas varias semanas, los chorizos caseros estarán listos para cocinar o disfrutar en salsas, guisos, o simplemente a la parrilla.

Platos de pescado fríos perfectos para el verano

Los platos de pescado fríos son una opción ligera y refrescante para las cenas de verano. El pescado se puede preparar de diferentes maneras: ahumado, marinado, cocido o crudo. Además, se puede combinar con otros ingredientes para crear platos llenos de sabor.

Una opción clásica es el ceviche, un plato de pescado crudo marinado en limón o lima, que se sirve frío. Se pueden utilizar diferentes tipos de pescado, como corvina, lenguado o salmón, que se cortan en trozos pequeños y se marinan en zumo de limón o lima, junto con cebolla roja, ají o chile, cilantro y sal. El pescado se «cuece» en la acidez del cítrico, adquiriendo un sabor fresco y delicioso.

Otra opción deliciosa es el tartar de atún. El atún fresco se pica finamente y se mezcla con diferentes ingredientes como cebolla, alcaparras, zumo de limón, aceite de oliva y sal. El tartar de atún se sirve frío acompañado de pan tostado, crackers o ensalada.

También se puede preparar un carpaccio de salmón con aguacate. El salmón se corta en lonchas finas y se sirve crudo, acompañado de aguacate en rodajas, limón, aceite de oliva, sal y pimienta. Este plato es fresco, ligero y perfecto para las cenas de verano.

Ejemplo de una receta de plato de pescado frío para cenas de verano

Ceviche de corvina

Ingredientes:
– 500 g de corvina fresca sin espinas, cortada en trozos pequeños
– 2 limones o limas, exprimidos
– 1 cebolla roja pequeña, cortada en juliana
– 1 ají o chile rojo, sin semillas y picado finamente
– 1/4 taza de cilantro picado
– Sal al gusto

Preparación:
1. En un bol, coloca la corvina cortada en trozos pequeños.
2. Exprime el zumo de limón o lima sobre el pescado para cubrirlo por completo.
3. Añade la cebolla roja, el ají o chile rojo, el cilantro y la sal.
4. Mezcla bien todos los ingredientes para que se combinen.
5. Tapa el bol y refrigera durante al menos 30 minutos para que los sabores se mezclen y el pescado se «cueza» en el zumo de limón o lima.
6. Sirve el ceviche de corvina frío, acompañado de tostadas, nachos o patatas fritas.

Picoteo con tapas frías y patés caseros

El picoteo con tapas frías y patés caseros es una opción perfecta para las cenas de verano. Se pueden preparar una gran variedad de tapas con ingredientes frescos y deliciosos, que se pueden disfrutar en pequeñas porciones.

Una opción clásica es la tortilla española, una especie de omelette de patatas y cebolla. La tortilla se puede cortar en pequeños trozos y se sirve fría como tapa. También se pueden preparar otras tortillas con ingredientes adicionales como pimientos, espinacas o jamón.

Otra opción deliciosa es el gazpacho, una sopa fría de tomate, pepino, pimiento, cebolla y ajo. El gazpacho se sirve en pequeñas tazas o vasos como tapa refrescante. Se puede condimentar con hierbas frescas como albahaca o cilantro, y se puede acompañar de trozos de pan crujiente.

También se pueden preparar patés caseros con diferentes ingredientes como queso, nueces, aceitunas o pimientos. Los patés se pueden untar en pan tostado o utilizar como relleno para canapés. Se pueden hacer diferentes variedades de patés para ofrecer variedad a tus invitados.

Ejemplo de una receta de tapa fría para cenas de verano

Gazpacho

Ingredientes:
– 1 kg de tomates maduros
– 1 pepino pelado y sin semillas
– 1 pimiento verde
– 1 cebolla pequeña
– 2 dientes de ajo
– 3 cucharadas de aceite de oliva
– 2 cucharadas de vinagre de vino blanco
– Sal y pimienta al gusto
– Pan crujiente para acompañar

Preparación:
1. Lava los tomates y córtalos en trozos grandes.
2. Pela el pepino y córtalo en trozos grandes.
3. Lava el pimiento y córtalo en trozos grandes.
4. Pela y pica la cebolla y los dientes de ajo.
5. En una batidora o robot de cocina, añade todos los ingredientes y tritura hasta obtener una consistencia suave.
6. Añade el aceite de oliva, el vinagre, la sal y la pimienta. Mezcla bien.
7. Tapa y refrigera durante al menos una hora para que se enfríe y los sabores se mezclen.
8. Sirve el gazpacho frío en tazas pequeñas o vasos, acompañado de pan crujiente.

Cenas saludables: ensaladas ligeras y nutritivas

Las ensaladas ligeras y nutritivas son una opción saludable para las cenas de verano. Se pueden combinar diferentes ingredientes frescos y coloridos para crear platos llenos de sabor y nutrientes.

Una opción clásica es la ensalada César, que combina lechuga romana, pollo a la parrilla, croutones, queso parmesano y aderezo César. Se pueden añadir ingredientes adicionales como tomate cherry, aguacate o huevo para darle más sabor y textura.

Otra opción deliciosa es la ensalada de quinoa, que combina quinoa cocida, verduras frescas como pepino, pimiento y tomate, y aderezo de limón y aceite de oliva. Se puede añadir proteína adicional como pollo, salmón o tofu si se desea.

También se puede preparar una ensalada de frutas y nueces, que combina diferentes tipos de frutas frescas como manzana, piña, uvas y fresas, con nueces o almendras. Se puede aliñar con yogur natural y miel para darle un toque extra de sabor.

Ejemplo de una receta de ensalada para cenas de verano

Ensalada caprese

Ingredientes:
– Tomates maduros en rodajas
– Mozzarella en rodajas
– Hojas de albahaca fresca
– Aceite de oliva
– Vinagre balsámico
– Sal y pimienta al gusto

Preparación:
1. En un plato, alterna las rodajas de tomate y mozzarella.
2. Coloca una hoja de albahaca fresca entre cada rodaja de tomate y mozzarella.
3. Riega la ensalada con aceite de oliva y vinagre balsámico.
4. Sazona con sal y pimienta al gusto.
5. Sirve la ensalada caprese como plato principal o como acompañamiento de una cena ligera de verano.

Hamburguesas de legumbres para una cena vegetariana

Las hamburguesas de legumbres son una opción deliciosa y saludable para una cena vegetariana en verano. Se pueden preparar con diferentes tipos de legumbres como garbanzos, lentejas o alubias, que se mezclan con ingredientes adicionales para darles sabor y textura.

Una opción clásica es la hamburguesa de garbanzos. Los garbanzos se trituran en un procesador de alimentos junto con ingredientes como cebolla, ajo, pan rallado, comino, cilantro y sal. La mezcla se forma en hamburguesas y se cocina a la parrilla o en una sartén con un poco de aceite de oliva.

Otra opción deliciosa es la hamburguesa de lentejas. Las lentejas se cocinan y se trituran en un procesador de alimentos junto con ingredientes como cebolla, ajo, pan rallado, pimentón, orégano y sal. La mezcla se forma en hamburguesas y se cocina a la parrilla o en una sartén con un poco de aceite de oliva.

También se pueden hacer hamburguesas de alubias. Las alubias se trituran en un procesador de alimentos junto con ingredientes como cebolla, ajo, pan rallado, perejil, especias y sal. La mezcla se forma en hamburguesas y se cocina a la parrilla o en una sartén con un poco de aceite de oliva.

Ejemplo de una receta de hamburguesa de legumbres para cenas de verano

Hamburguesa de garbanzos y espinacas

Ingredientes:
– 1 lata de garbanzos cocidos, escurridos y enjuagados
– 100 g de espinacas frescas, cocidas y escurridas
– 1 cebolla pequeña picada
– 2 dientes de ajo picados
– 1/4 taza de pan rallado
– 2 cucharadas de comino molido
– 2 cucharadas de cilantro picado
– Sal y pimienta al gusto

Preparación:
1. En un procesador de alimentos, tritura los garbanzos hasta obtener una consistencia de puré.
2. En un bol aparte, mezcla las espinacas cocidas y escurridas con la cebolla picada, el ajo picado, el pan rallado, el comino, el cilantro, la sal y la pimienta.
3. Añade el puré de garbanzos a la mezcla y mezcla hasta que todos los ingredientes estén bien combinados.
4. Forma hamburguesas con la mezcla y colócalas en una parrilla o sartén con un poco de aceite de oliva.
5. Cocina las hamburguesas a fuego medio durante unos minutos por cada lado, hasta que estén doradas y cocidas por dentro.
6. Sirve la hamburguesa de garbanzos y espinacas caliente o fría, acompañada de un panecillo y tus condimentos favoritos.

Deliciosas combinaciones de aguacate con gambas para el verano

Las combinaciones de aguacate con gambas son una opción deliciosa y fresca para las cenas de verano. El aguacate aporta cremosidad y el sabor suave a estas combinaciones, mientras que las gambas aportan un toque de mar y un sabor único.

Una opción clásica es la ensalada de aguacate y gambas. Se pueden utilizar gambas cocidas y peladas, que se combinan con aguacate en trozos, tomate cherry, cebolla morada, hojas de rúcula y un aderezo de limón y aceite de oliva. La ensalada se sirve fría y se puede acompañar de pan crujiente.

Otra opción deliciosa es el wrap de aguacate y gambas. Se puede utilizar pan de wrap o tortillas de trigo como base, y se rellenan con aguacate en rodajas, gambas cocidas y peladas, lechuga, tomate y salsa de yogur. El wrap se enrolla y se sirve frío, como una opción rápida y fácil para las cenas de verano.

También se pueden preparar tostadas de aguacate y gambas. Se pueden utilizar rebanadas de pan tostado o panecillos, que se untan con aguacate machacado y se cubren con gambas cocidas y peladas. Se puede añadir limón, cilantro, salsa picante o cualquier otro condimento de tu elección para darle más sabor.

Ejemplo de una receta de combinación de aguacate y gambas para cenas de verano

Ensalada de aguacate y gambas

Ingredientes:
– 200 g de gambas cocidas y peladas
– 1 aguacate en trozos
– Tomates cherry cortados por la mitad
– Cebolla morada en rodajas finas
– Hojas de rúcula
– Zumo de limón
– Aceite de oliva
– Sal y pimienta al gusto

Preparación:
1. En un bol, combina las gambas cocidas y peladas, el aguacate en trozos, los tomates cherry cortados por la mitad, la cebolla morada en rodajas finas y las hojas de rúcula.
2. Exprime el zumo de limón sobre la ensalada.
3. Añade un chorrito de aceite de oliva y sazona con sal y pimienta al gusto.
4. Mezcla bien todos los ingredientes para que se combinen y se impregnen de los sabores del aderezo.
5. Refrigera la ensalada durante al menos una hora para que se enfríe y los sabores se mezclen.
6. Sirve la ensalada de aguacate y gambas fría, acompañada de pan crujiente.

Ideas para cenas de verano con invitados

Cuando se tienen invitados, las cenas de verano pueden ser una ocasión perfecta para impresionar con deliciosos platos y presentaciones creativas. Aquí te presentamos algunas ideas para sorprender a tus invitados con cenas de verano inolvidables.

Una opción elegante es el salmón a la parrilla con salsa de limón y eneldo. El salmón se marina en una mezcla de zumo de limón, aceite de oliva, eneldo y sal durante al menos una hora. Luego se cocina a la parrilla hasta que esté dorado y se sirve con una salsa de limón y eneldo por encima. Se puede acompañar de una ensalada fresca y patatas asadas.

Otra opción es el buffet de tapas y pinchos. Se pueden preparar diferentes tapas frías y calientes como croquetas, montaditos, empanadas, albóndigas, mejillones o pulpo a la gallega. Se pueden presentar en una mesa con diferentes platos y fuentes, para que los invitados puedan servirse a su gusto.

También se puede optar por una barbacoa al aire libre. Se pueden preparar diferentes tipos de carnes y pescados a la parrilla, como costillas de cerdo, filetes de pollo, hamburguesas, chorizos, gambas o brochettes de verduras. Se pueden acompañar de diferentes salsas, ensaladas frescas y pan.

Ejemplo de una receta para una cena de verano con invitados

Salmón a la parrilla con salsa de limón y eneldo

Ingredientes:
– 4 filetes de salmón
– Zumo de 2 limones
– 2 cucharadas de aceite de oliva
– 2 cucharadas de eneldo fresco picado
– Sal y pimienta al gusto

Para la salsa de limón y eneldo:
– 1/2 taza de yogur natural
– 2 cucharadas de eneldo fresco picado
– Zumo de 1 limón
– Sal y pimienta al gusto

Preparación:
1. Mezcla el zumo de limón, el aceite de oliva, el eneldo, la sal y la pimienta en un bol.
2. Coloca los filetes de salmón en un plato y vierte la marinada por encima. Deja marinar durante al menos una hora en el refrigerador.
3. Mientras tanto, prepara la salsa de limón y eneldo mezclando el yogur, el eneldo, el zumo de limón, la sal y la pimienta en un bol. Mezcla bien hasta que estén combinados.
4. Precalienta la parrilla a fuego medio-alto.
5. Cocina los filetes de salmón en la parrilla durante unos minutos por cada lado, hasta que estén dorados y cocidos por dentro.
6. Sirve los filetes de salmón a la parrilla con la salsa de limón y eneldo por encima, acompañados de una ensalada fresca y patatas asadas.

Opciones divertidas para las cenas de verano de los niños

Las cenas de verano de los niños pueden ser divertidas y nutritivas al mismo tiempo. A los niños les encantan los platos coloridos y creativos, por lo que podemos aprovechar la ocasión para presentarles nuevas opciones y animarlos a probar diferentes ingredientes.

Una opción divertida es el barco de verduras. Se pueden preparar barcos de pepino cortando un pepino en rodajas y vaciando el centro con una cuchara. Luego se rellenan los barcos con diferentes verduras cortadas en trozos pequeños, como zanahorias, pimientos, tomates cherry y brotes de alfalfa. Se pueden añadir aderezos como hummus o salsa de yogur para que los niños sumerjan las verduras.

Otra opción es la pizza con forma de animal. Se pueden utilizar bases de pizza individuales y cortarlas en diferentes formas de animales, como peces, osos o mariposas. Luego se pueden utilizar ingredientes como queso, tomate, jamón, champiñones o aceitunas para decorar la pizza y formar la cara de cada animal. Los niños se divertirán comiendo su pizza en forma de animal.

También se pueden preparar brochetas de frutas. Se pueden utilizar palos de brocheta y ensartar diferentes frutas en ellos, como uvas, fresas, melón, piña y plátano. Se pueden servir las brochetas con un aderezo de yogur o miel para que los niños las sumerjan.

Ejemplo de una receta para una cena de verano de los niños

Tortitas de pollo y vegetales

Ingredientes:
– 1 pechuga de pollo cocida y desmenuzada
– 1 zanahoria rallada
– 1 calabacín rallado
– 1 cebolla pequeña picada
– 1 huevo batido
– 1/4 taza de pan rallado
– Sal y pimienta al gusto
– Aceite de oliva para cocinar

Preparación:
1. En un bol, mezcla la pechuga de pollo desmenuzada, la zanahoria rallada, el calabacín rallado, la cebolla picada, el huevo batido, el pan rallado, la sal y la pimienta.
2. Forma pequeñas tortitas con la mezcla y aplánalas ligeramente.
3. En una sartén, calienta un poco de aceite de oliva a fuego medio-alto.
4. Cocina las tortitas de pollo y vegetales en la sartén durante unos minutos por cada lado, hasta que estén doradas y cocidas por dentro.
5. Sirve las tortitas de pollo y vegetales calientes, acompañadas de una guarnición de su elección, como arroz, puré de patatas o ensalada.

Sabores internacionales: cenas de verano con toques mexicanos

Los sabores mexicanos son una opción deliciosa y picante para las cenas de verano. La cocina mexicana ofrece una amplia variedad de platos llenos de sabor y colores vibrantes, que son perfectos para disfrutar al aire libre en una noche cálida de verano.

Una opción clásica es el guacamole, una salsa de aguacate que se puede disfrutar con nachos, tostadas o como acompañamiento de platos principales mexicanos. El guacamole se puede preparar con aguacates maduros, tomate picado, cebolla picada, cilantro, limón, sal y pimienta.

Otra opción deliciosa es la quesadilla, que es una especie de sándwich hecho con tortillas de maíz o harina y relleno de queso y otros ingredientes como pollo, carne, verduras o frijoles. Las quesadillas se pueden servir calientes, con salsa picante y guacamole.

También se pueden preparar tacos, que son tortillas de maíz o harina rellenas de carne, pollo, pescado o verduras, y acompañadas de diferentes salsas, guacamole, cebolla y cilantro. Los tacos se pueden servir en una noche de verano al aire libre, para que cada invitado prepare sus propios tacos a su gusto.

Ejemplo de una receta para una cena de verano con toques mexicanos

Tacos de pollo picante

Ingredientes:
– 2 pechugas de pollo
– 2 cucharadas de aceite de oliva
– 2 dientes de ajo picados
– 1 cucharada de pimentón picante
– 1 cucharada de comino molido
– Sal y pimienta al gusto
– Tortillas de maíz o harina
– Salsa picante, guacamole, cebolla picada y cilantro para servir

Preparación:
1. Corta las pechugas de pollo en tiras o cubos.
2. En una sartén, calienta el aceite de oliva y añade el ajo picado. Cocina a fuego medio hasta que esté dorado y fragante.
3. Añade el pollo cortado a la sartén y cocina a fuego medio-alto hasta que esté dorado y cocido por completo.
4. Añade el pimentón picante, el comino, la sal y la pimienta al pollo. Mezcla bien para que los condimentos se distribuyan uniformemente.
5. Calienta las tortillas en una sartén o microondas.
6. Rellena las tortillas con el pollo picante y sirve con salsa picante, guacamole, cebolla picada y cilantro.

Disfruta de la originalidad de la comida oriental en tus cenas de verano

La comida oriental ofrece una gran variedad de sabores y texturas para disfrutar en las cenas de verano. La cocina asiática combina ingredientes frescos y especias exóticas para crear platos únicos y deliciosos.

Una opción clásica es el sushi. Se pueden preparar diferentes tipos de sushi, como maki, nigiri, sashimi o temaki, utilizando ingredientes como pescado, mariscos, verduras y arroz de sushi. Se puede servir el sushi con salsa de soja, wasabi y jengibre encurtido.

Otra opción deliciosa es el curry de pollo. Se puede preparar un curry de pollo con leche de coco, verduras y especias como curry en polvo, cúrcuma, comino y cilantro. El curry se sirve caliente con arroz blanco o fideos de arroz.

También se pueden preparar rollitos de primavera. Se pueden utilizar papel de arroz o masa de rollitos de primavera y rellenarlos con ingredientes como pollo, camarones, verduras y fideos de arroz. Los rollitos de primavera se pueden servir fríos o calientes, acompañados de salsa de soja o salsa agridulce.

Ejemplo de una receta para una cena de verano con toques orientales

Teriyaki de salmón

Ingredientes:
– 4 filetes de salmón
– 1/4 taza de salsa de soja
– 1/4 taza de mirin (vino de arroz dulce)
– 1 cucharada de azúcar moreno
– 2 cucharadas de aceite de sésamo
– 2 dientes de ajo picados
– 1 cucharada de jengibre fresco rallado
– Semillas de sésamo para decorar

Preparación:
1. En un bol, mezcla la salsa de soja, el mirin, el azúcar moreno, el aceite de sésamo, el ajo picado y el jengibre rallado.
2. Vierte la mezcla sobre los filetes de salmón y marina durante al menos 30 minutos en el refrigerador.
3. Precalienta el horno a 200 ºC.
4. Retira los filetes de salmón de la marinada. Reserva la marinada.
5. Coloca los filetes de salmón en una bandeja para horno y hornea durante 15-20 minutos, o hasta que estén cocidos y dorados por encima.
6. Mientras tanto, hierve la marinada reservada en una cacerola pequeña hasta que se reduzca y espese ligeramente.
7. Sirve el salmón teriyaki caliente, rociado con la salsa reducida y espolvoreado con semillas de sésamo. Acompaña con arroz blanco y verduras al vapor.

Descubre los sabores exóticos de la comida árabe en tus cenas de verano

Los sabores exóticos de la comida árabe son una opción deliciosa y diferente para las cenas de verano. La cocina árabe utiliza una amplia variedad de ingredientes como especias, hierbas, frutos secos y verduras, que aportan sabores únicos a los platos.

Una opción clásica es el hummus. El hummus es un puré de garbanzos cocidos, aceite de oliva, tahini, ajo, jugo de limón y sal. Se puede servir con pan de pita tostado, verduras crudas o como parte de una tabla de mezzes árabes.

Otra opción deliciosa es el cuscús con verduras. El cuscús se cocina al vapor y se mezcla con verduras como zanahorias, calabacines, pimientos y guisantes. Se puede aderezar con especias como comino, canela y cúrcuma, y se puede añadir pollo o cordero para darle más sabor.

También se pueden preparar kebabs de pollo o cordero. Los kebabs se pueden hacer con carne picada, especias y hierbas, que se moldean en brochetas y se cocinan a la parrilla o en el horno. Se pueden servir con arroz pilaf, pan de pita y salsa de yogur.

Ejemplo de una receta para una cena de verano con toques árabes

Tabulé

Ingredientes:
– 1 taza de cuscús
– 1 taza de agua caliente
– 1 pepino sin semillas, picado en trozos pequeños
– 2 tomates, picados en trozos pequeños
– 1 pimiento rojo, picado en trozos pequeños
– 1 cebolla roja, picada en trozos pequeños
– 1/2 taza de perejil fresco picado
– 1/4 taza de menta fresca picada
– Zumo de 1 limón
– Aceite de oliva
– Sal y pimienta al gusto

Preparación:
1. En un bol, vierte el agua caliente sobre el cuscús y deja reposar durante unos minutos hasta que absorba el agua y se ablande.
2. Añade el pepino, los tomates, el pimiento rojo, la cebolla roja, el perejil y la menta al bol de cuscús.
3. Exprime el zumo de limón sobre la ensalada y añade un chorrito de aceite de oliva.
4. Sazona con sal y pimienta al gusto.
5. Mezcla bien todos los ingredientes para que se combinen y se impregnen de los sabores del aderezo.
6. Refrigera la ensalada durante al menos una hora para que se enfríe y los sabores se mezclen.
7. Sirve el tabulé frío como plato principal o como acompañamiento de una cena árabe.

Foto del avatar

por Santiago Fernández Ruiz

Chef experimentado con décadas de experiencia, combina su profundo conocimiento de la cocina con un toque moderno, creando recetas cautivadoras que destacan la excelencia y la calidad de los ingredientes.