El Ku Bak es un plato tradicional chino que destaca por su delicioso arroz frito inflado y su combinación de sabores exquisitos. Esta receta china ha sido transmitida de generación en generación y se ha convertido en todo un clásico de la gastronomía del país. El Ku Bak es una acertada mezcla entre el arroz frito inflado, las gambas marinadas y una deliciosa salsa. Para aquellos que buscan probar nuevos sabores y texturas, el Ku Bak es la opción perfecta. En este artículo, te enseñaremos a preparar este manjar chino y te daremos algunos consejos para disfrutarlo al máximo.

¿Qué es el Ku Bak?

El Ku Bak es un plato chino que se caracteriza por su arroz frito inflado. El arroz inflado se obtiene deshidratando el arroz durante varios días o asándolo en el horno antes de freírlo. Este proceso hace que el arroz se hinche y adquiera una textura crujiente, similar a la de unas palomitas de maíz. El arroz frito inflado es el ingrediente principal del Ku Bak y le da su sabor y textura únicos.

Además del arroz inflado, el Ku Bak se complementa con gambas marinadas, verduras frescas y una salsa especial. Las gambas se marinan en una mezcla de clara de huevo, maicena y sal antes de ser salteadas junto con las verduras. La salsa se prepara con salsa de ostras, vino de arroz y otros condimentos, que le dan al plato un toque sabroso y aromático.

Ingredientes necesarios

Para preparar un delicioso Ku Bak con gambas, necesitarás los siguientes ingredientes:

– 2 tazas de arroz blanco cocido
– 200 gramos de gambas
– 1 clara de huevo
– 2 cucharadas de maicena
– 1 cucharadita de sal
– 1 zanahoria cortada en juliana
– 1 pimiento rojo cortado en juliana
– 1 cebolla cortada en juliana
– 2 cucharadas de salsa de ostras
– 2 cucharadas de vino de arroz chino
– 2 cucharadas de salsa de soja
– Aceite vegetal para freír

Este es el listado de los ingredientes necesarios para preparar un delicioso Ku Bak con gambas. Ahora vamos a detallar el paso a paso para su preparación.

Preparación del arroz inflado

El arroz inflado es uno de los elementos más característicos del Ku Bak. Para prepararlo, necesitaremos tener previamente un arroz cocido y frío. Podemos utilizar arroz blanco de grano largo o cualquier otro tipo de arroz que tengamos disponible.

En primer lugar, vamos a esparcir el arroz cocido en una bandeja para horno y lo llevamos al horno precalentado a temperatura baja. Dejaremos el arroz en el horno durante aproximadamente una hora, hasta que esté completamente seco. Podemos verificar si el arroz está seco presionando un grano entre nuestros dedos, si se deshace fácilmente, significa que está listo.

Una vez que el arroz esté seco, lo sacamos del horno y lo dejamos enfriar por completo. Una vez que el arroz esté frío, lo podemos guardar en un recipiente hermético hasta el momento de utilizarlo en la receta de Ku Bak. El arroz inflado se mantendrá crujiente por varios días si se guarda adecuadamente.

Marinado de las gambas

El paso siguiente es el marinado de las gambas. Para esto, vamos a utilizar gambas frescas y limpias. En un bol, agregamos las gambas y añadimos la clara de huevo, la maicena y la sal. Mezclamos bien hasta que las gambas estén completamente cubiertas con la mezcla de marinado. Dejamos reposar durante al menos 30 minutos para que las gambas absorban los sabores.

Salteado de gambas y verduras

En una sartén grande o wok, calentamos un poco de aceite vegetal a fuego medio-alto. Añadimos las gambas marinadas y las salteamos hasta que estén rosadas y cocidas por ambos lados. Retiramos las gambas de la sartén y las reservamos.

En la misma sartén, agregamos un poco más de aceite vegetal si es necesario y añadimos la zanahoria, el pimiento rojo y la cebolla. Salteamos las verduras hasta que estén tiernas pero aún crujientes.

Preparación de la salsa

Mientras las verduras se están cocinando, vamos a preparar la salsa para el Ku Bak. En un bol pequeño, mezclamos la salsa de ostras, el vino de arroz chino y la salsa de soja. Reservamos esta mezcla para más adelante.

Freír el arroz inflado

Ahora es el momento de freír el arroz inflado. En una sartén o wok grande, añadimos abundante aceite vegetal y lo calentamos a fuego medio-alto. Agregamos el arroz inflado en pequeñas cantidades, teniendo cuidado de no sobrecargar la sartén. Freímos el arroz hasta que esté crujiente y dorado, removiendo constantemente para que se fría de manera uniforme. Una vez que está listo, retiramos el arroz inflado de la sartén y lo dejamos escurrir sobre papel absorbente para eliminar el exceso de aceite.

Mezclar el arroz con la salsa de gambas

Ahora, vamos a mezclar todos los ingredientes juntos. En la misma sartén donde hemos salteado las verduras, añadimos las gambas cocidas y el arroz inflado frito. Agregamos la salsa que hemos preparado anteriormente y mezclamos bien, asegurándonos de que todos los ingredientes estén completamente cubiertos con la salsa.

Continuamos cocinando a fuego medio-alto durante unos minutos más, removiendo constantemente, para que todos los sabores se mezclen y se calienten correctamente.

Consejos para disfrutar de un delicioso Ku Bak

– Es recomendable consumir el Ku Bak inmediatamente después de su preparación, ya que el arroz inflado pierde su textura crujiente con el paso del tiempo.
– Puedes agregar otros ingredientes a tu Ku Bak según tus preferencias, como champiñones, brotes de bambú o incluso carne de cerdo.
– Si no tienes acceso a salsa de ostras, puedes reemplazarla con salsa de soja y un poco de azúcar para darle ese toque dulce y salado característico.
– Acompaña el Ku Bak con una ensalada fresca o unos rollitos de primavera para completar un delicioso menú chino.

Maridaje con vinos chinos de arroz

El Ku Bak es un plato lleno de sabores intensos y una textura crujiente única, por lo que maridarlo con vinos chinos de arroz es una excelente opción. Los vinos de arroz chinos, como el Shaoxing, complementan muy bien los sabores salados y aromáticos de la cocina china.

El Shaoxing es un vino de arroz chino tradicional que se produce utilizando métodos centenarios. Tiene un sabor suave y dulce, con notas de nuez y frutos secos. Su alta acidez y aroma floral lo convierten en el complemento perfecto para platos como el Ku Bak.

Si prefieres un vino blanco, el baijiu es otra opción popular. Es un licor destilado hecho de arroz fermentado y tiene un sabor más fuerte y penetrante. El baijiu se sirve tradicionalmente en pequeños vasos y es una bebida alcohólica muy apreciada en la cultura china.

Conclusión

El Ku Bak es un delicioso plato tradicional chino que combina el arroz inflado, las gambas marinadas, las verduras frescas y una sabrosa salsa. Su textura crujiente y sus intensos sabores hacen que sea una opción perfecta para aquellos que buscan explorar la rica gastronomía china.

Con esta receta, aprenderás a preparar un auténtico Ku Bak en casa y disfrutarás de una experiencia culinaria única. No olvides maridar tu plato con un vino chino de arroz para realzar aún más sus sabores. ¡Anímate a probarlo y deleitar tu paladar con esta exquisita receta china!

Foto del avatar

por Mateo Serrano García

Autodidacta apasionado por la cocina, fusiona sabores tradicionales con técnicas modernas, inspirándose en sus raíces españolas para crear recetas innovadoras y deliciosas.